La ciencia que materializa la energía cuántica.

¿Cual es el objetivo de los tratamientos alimentarios?

En Invertone nos preocupamos por todas las personas y cuidamos que la alimentación y el bienestar humano sean biocompatibles. Es por eso, que ofrecemos una línea en el campo de la alimentación para mejorar los procesos de producción y gestión de calidad en la distribución del sector alimentario.

¿Como se dinamizan los alimentos?

Mediante la dinamización, podemos modificar ciertas propiedades bioquímicas a nivel atómico, su efecto produce mejoras perceptibles en cuanto a sabores, texturas y vida útil.

Esta técnica se puede aplicar en cualquiera de los pasos de la cadena de producción alimentaria y de la distribución, sin cambiar los hábitos de entrega, almacenamiento, puesta en estanterías, etc. Todo ello sin la necesidad de invertir en equipos específicos, en formación, ni mantenimiento.

Invertone dinamiza los alimentos para conseguir los resultados siguientes:

• Aumentar las cualidades organolépticas en todos los productos alimenticios, mejorando la calidad de sabores y texturas.

• Retrasar la llegada de la carga bacteriana en productos frescos, curados, conservas, congelados y, por tanto, aumentar la conservación y la vida útil.

• Aumentar la compatibilidad con el organismo humano o animal obteniendo alimentos biocompatibles.

• Reducir el porcentaje de merma en todos las fases de producción y distribución, desde el campo o matadero hasta el consumidor.

• Obtener una diferenciación comercial, ofreciendo productos idénticos, de misma marca y presentación, pero con las características organolépticas muy mejoradas o superiores, incluso con etiquetas específicas.

Unos ejemplos de dinamización alimentaria

En carnes, el sabor y la textura fibrosa se mejora sustancialmente, los jugos se mantienen en las fibras y la vida útil aumenta de un 30% a un 100%.
En frutos y vegetales, los sabores y las texturas se mejoran mientras la vida útil se alarga un 30%.
En pescados y mariscos, las propiedades organolépticas aumentan sustancialmente y la vida util aumenta un 50%.
En gaseosas, se puede disminuir la cantidad de azúcar un 30% conservando el mismo sabor edulcorado.

En aguas, jugos y cervezas, las propiedades organolépticas mejoran sustancialmente.
En leche cruda, se consigue una desactivación integral de los olores ajenos a la leche natural y provocados por los antiparasitarios y antibióticos presentes en el momento de la entrega en la central lechera. La optimización de la materia prima permite mejorar los procesos de pasteurización y esterilización.

También se consigue la separación de la lactosa con un proceso especifico de dinamización. Con leche en polvo se mejora la mezcla con agua.

Para el consumidor, los sabores vuelven a ser más naturales y la vida útil se alarga un 50%.
En quesos, se consigue un aumento de productividad de cerca de 10%. Los sabores y la vida útil aumentan sustancialmente.

En yogur, los sabores y la vida útil aumentan sustancialmente.
En vinos, se mejora la homogeneidad y las propiedades organolépticas.
Se puede obtener una muy fuerte aceleración del envejecimiento en barriles de madera.
Se puede mejorar el control de taninos y frutales sin añadir otras sustancias.
En brandies, se aumentan substancialmente las calidades organolépticas y sensaciones de envejecimiento en madera de forma muy rápida.